sábado, 16 de enero de 2016

Sin



Sin apenas conocernos.
Sin decir ni hola.
Sin pensar.
Sin ropa.
Sin remordimientos.